viernes, 23 de diciembre de 2011

"Mantecados y FELIZ NAVIDAD"

Los días pasan como locos y el tiempo sigue su curso a una velocidad que a veces da miedo pero es hermoso recibir de nuevo otra Navidad, sobre todo para poder ver las caritas risueñas e ilusionadas de los pequeños de la casa. En la nuestra se vive con intensidad, no hay preocupación ni obstáculo que nos impida mirar estas fechas desde los ojos limpios y dulces de los niños.

Además para nosotros esta Navidad es aún más especial porque esperamos, como si de nuestro Niño Jesús se tratara, la llegada de nuestra pequeña Lola, mi sobrina. 

Así que esta receta es para darle esa BIENVENIDA a esta pequeña que se acerca.




Ingredientes

  • 250 gr. de manteca de cerdo
  • 120 gr. de azúcar moreno
  • 100 gr. de azúcar blanco
  • 1/2 cucharada de postre de canela
  • 50 gr. de coco rallado
  • 50 gr. de semillas de sésamo tostadas
  • 3 huevos (uno de ellos para pincelar los mantecados antes de meterlos al horno)


Elaboración


Derretimos la manteca para poder trabajar con ella, ya sabéis, en la opcion descongelar y pendientes de que no se caliente, solo que se vuelva manejable.

Batimos 2 huevos y le añadimos el azúcar, añadimos la canela, después la manteca. Y por último tamizamos sobre la mezcla la harina para darle un poquito de aire. 

Veréis que la masa es manejable y se puede trabajar con ella.

La ponemos en un cuenco o bol y la tapamos con papel transparente, y la metemos en el frigorífico para que repose durante 30 minutos.

Cuando haya pasado este tiempo colocamos la masa sobre la encimera y le pasamos el rodillo, dejándole un volumen a la mezcla de 1,5-2 centímetros. 

A mi me han salido menos gruesos pero esto v a gusto vuestro.

Ahora con un cortapastas redondo (yo compré un lote en el que vienen un montón y calculé cual era el tamaño más conveniente), empezamos a recortar nuestros mantecados y a colocarlos en la bandeja del horno al que le habremos puesto papel vegetal.

Batimos el huevo que nos quedaba y pintamos los mantecados de manera generosa. Yo les eché el coco rallado a unos pocos, a otros pocos las semillas de sésamo y otros cuantos los dejé solo con el huevo.

Precalentamos el horno y cuando haya alcanzado la temperatura la bajamos a 180º y metemos las mantecados para que se horneen durante 15 minutos.

Cuando estén terminados los sacamos y los dejamos que se enfríen.

Los podemos envolver el papel de seda si queremos regalarlos a alguien, o directamente colocarlos en una bandeja para que todo el que llegue a casa los disfrute. 

Os deseo una dulces y familiares fiestas, volved a ser niños, con la mirada limpia y llena de ilusión. Recuperad el brillo en los ojos y la emoción en el corazón. Recordad a los que no nos acompañan, por los motivos que sean, y abrazad a los que tenéis cerca. 


Y sobre todo, y lo más importante, no penséis en los kilos de más, jaja!!!!


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada